Realizamos un recorrido a pie por Florencia atentos a los principales sonidos que caracterizan la ciudad. Una ruta que empieza por la mañana en la estación de Santa Maria Novella y que, tras 14 paradas, vuelve a la estación de noche.

No eres una persona de primeras impresiones. O de eso mismo intentas convencerte cuando por la ventana del tren en el que viajas intuyes un cartel azul en el que se lee «Firenze SMN». Los últimos metros del trayecto han pasado entre obras, grúas y excavadoras, y la estación de Santa Maria Novella se presenta simple, sin gracia; como si no fuera florentina. Para colmo, la única vista interesante que detectas desde el andén —el campanario de la iglesia de Santa Maria Novella— está siendo remodelado, y la tela que lo recubre, aunque intenta minimizar su impacto con una fotografía a escala real, no consigue transmitir hacia el exterior su belleza interior.

Pero decíamos que no eres una persona de primeras impresiones. Así que te cargas la mochila a l...

--

Este contenido es sólo para suscriptores.

Consulta aquí las suscripciones que te permiten acompañarnos en este viaje.

Si ya eres suscriptor, accede indicando tu usuario y contraseña aquí debajo.

--